La Itaipu Binacional, en el marco del cumplimiento de las obligaciones establecidas en el Anexo C del Tratado, transfirió 173,7 millones de dólares al Estado paraguayo en lo que va del corriente año.

Los desembolsos corresponden a los conceptos de royalties, cesión de energía y pagos a la Administración Nacional de Electricidad (ANDE), informó la Itaipu Binacional.

De enero a abril de 2021, Itaipu remesó 76,2 millones de dólares por cesión de energía y 72,8 millones de dólares por royalties al Tesoro Nacional. Por su parte, la ANDE ingresó 24,6 millones de dólares por el resarcimiento de las cargas de administración y utilidades; de acuerdo con el reporte de la Dirección Financiera, Margen Derecha, de la Binacional.

En lo que se refiere solo a las transferencias de abril, los royalties representaron 18,9 millones de dólares, mientras que los desembolsos por la cesión de energía totalizaron 19,9 millones de dólares. La ANDE percibió 19 millones de dólares por utilidades y 1,4 millones de dólares por el resarcimiento de las cargas de administración.

Los royalties constituyen un resarcimiento financiero que reciben los Estados de Paraguay y Brasil por la utilización del potencial hidráulico del río Paraná para la producción de energía eléctrica en la represa de Itaipu. La cesión de energía es la compensación abonada por el Estado brasileño para acceder a la parcela de la producción que Paraguay no utiliza (excedentes). Estos dos conceptos son transferidos al Ministerio de Hacienda, institución que se encarga de distribuir los recursos, según establecen las legislaciones nacionales.

Por su parte, la ANDE recibe mensualmente los pagos por resarcimiento de las cargas, y periódicamente también percibe ingresos por las utilidades de capital para hacer frente a sus necesidades presupuestarias, tal como dispone el Anexo C del Tratado de la Entidad.

Pese a la complicada coyuntura actual, la Central Hidroeléctrica de Itaipu mantiene un óptimo desempeño, lo que le permite a la empresa cubrir la demanda energética de los dos países y cumplir a cabalidad sus obligaciones financieras. Para hacer frente a la emergencia sanitaria desatada por el covid-19, en la Margen Derecha fueron adoptados rigurosos procedimientos de forma a mantener la productividad. Actualmente, la Binacional cubre alrededor del 90% de la demanda energética del Paraguay y cerca del 15% de todo el consumo del Brasil.

                                                                                                                                                                                             

BINACIONAL PARAGUAYA COMPRARÁ OXÍGENO Y MEDICAMENTOS CON FONDOS SOCIALES

El director paraguayo de la Entidad Binacional de Yacyretá (EBY), Nicanor Duarte, anunció este martes la compra de oxígeno y medicamentos con los fondos sociales de la hidroeléctrica para reforzar el sistema sanitario, que se encuentra sobrepasado por los casos de covid.

Duarte agregó que ese tipo de adquisiciones ya se realizaban a través de esos fondos antes de la ley nacida en el Congreso, y promulgada el mes pasado por el Ejecutivo, para destinar esos montos a salud ante la situación creada por la pandemia.

El lado paraguayo de la hidroeléctrica, compartida con Argentina, gastará 250.000 dólares en la compra de oxígeno y unos 2.500 millones de guaraníes (unos 380.500 dólares) en medicamentos y artículos sanitarios acordados con el Ministerio de Salud.

“Esta compra prácticamente está concretada. Nosotros le pedimos a Salud la lista de sus proveedores, hicimos un chequeo de los precios con Contrataciones Públicas y los precios serían (los mismos que) las licitaciones de la última contratación”, dijo Duarte tras reunirse con el presidente, Mario Abdo Benítez.

Duarte recalcó a los medios que la EBY ha invertido en salud desde que comenzó esta legislatura, en agosto de 2018, unos 87.000 millones de guaraníes (unos 13.200 dólares) en cerca de tres años, y que ese tipo de gastos “forman parte de una práctica habitual” de la represa.

Los fondos socio ambientales de esa hidroeléctrica y los de Itaipú, compartida con Brasil, centraron el debate político después de que el Congreso aprobara una ley para destinar esos montos a Salud dada la coyuntura actual y las necesidades sanitarias impuestas por la pandemia.

Sin embargo, algunos sectores del oficialismo se pronunciaron en contra de ese redireccionamiento y alegaron que podría poner en peligro otros proyectos sociales, como el monto a becas.

Días después, Abdo Benítez, como Duarte del conservador Partido Colorado, dio luz verde a la normativa, que se encuentra en proceso de reglamentación entre el Ministerio de Hacienda, el de Salud y las dos binacionales.

La situación sanitaria en Paraguay empeoró con la llegada, en febrero, de la variante brasileña del coronavirus, que aceleró el ritmo de propagación, de acuerdo a la cartera sanitaria.

Paraguay, con unos 7 millones de habitantes, registra desde marzo de 2020 hasta la fecha 282.543 contagiados, con 6.572 fallecidos y 233.453 recuperados, según los últimos datos del Ministerio de Salud. EFE

(Sala de Prensa con IP y SwissInfo)

By admin

Deixe uma resposta

O seu endereço de e-mail não será publicado. Campos obrigatórios são marcados com *